(CNN Español) — La calificadora internacional Fitch Rating redujo este miércoles su expectativa de crecimiento económico para México en 2019, con lo que se suma a otras instituciones de prevén una menor expansión del Producto Interno Bruto (PIB).

Fitch redujo a 1,6% su pronóstico de crecimiento del PIB en comparación con la cifra que había presentado en diciembre de 2018 de 2,1%, según su más reciente informe de perspectivas globales publicado este miércoles.

Uno de los factores que la calificadora tomó en cuenta para sustentar su decisión fue la desaceleración de la actividad económica registrada en el cuarto trimestre de 2018.

“La economía de México se desaceleró drásticamente en el 4T18 (cuarto trimestre) y la debilidad de los datos se mantuvo en 2019, lo que nos lleva a reducir nuestro pronóstico de crecimiento”, dijo Fitch.

La calificadora explicó que parte de esta desaceleración refleja factores transitorios, como el impacto de la escasez de combustible y las huelgas, aunque advirtió que hay tendencias más persistentes por el lado de la oferta y de la demanda que mantienen el crecimiento por debajo de su potencial.

Fitch es la más reciente institución financiera en recortar sus estimaciones de crecimiento del PIB para México. Desde enero de este año, organismos como el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, así como el Banco de México han recortado sus pronósticos para este país, según ha reportado Expansión.

El Banco de México (Banxico) recortó el pronóstico de crecimiento de México para 2019 —incluso con una renovada junta directiva desde que AMLO llegó al poder— , al pasar de un rango de 1,1% a 2,1%, a finales de febrero, desde el previo de 1,7% a 2,7%.

Y en febrero de este año la calificadora HR Ratings ajustó a la baja estimación de crecimiento para México en 2019. Bajo este pronóstico, el pronóstico de crecimiento del país pasó de de 1,9% a 1,7%

Pero para el presidente de México Andrés Manuel López Obrador, ha insistido en que la economía de su país crecerá a pesar de las expectativas de los analistas.

“Está bien, lo aceptamos, estamos empezando. Les vamos a demostrar que va a crecer más la economía”, dijo AMLO en su conferencia de prensa matutina el pasado 28 de febrero. “Yo, cada quien tiene sus enfoques, cada analista, cada experto hace sus reflexiones, pero yo lo que creo es que hay mucha confianza en el país, lo de ayer así lo expresa”.

¿Cómo están otros países en la región?

El reporte más reciente de Fitch analiza, entre otras, las economías de Brasil y Estados Unidos.

La perspectiva de crecimiento de Brasil, por ejemplo, no sufrió mucho, pues pasó de 2,2% en 2018, a 2,1%, para marzo de 2019, según el reporte.

“En el lado de la oferta, la debilidad se concentró en la inversión y el consumo gubernamental, mientras que en el lado de la oferta, la producción industrial pesó sobre la actividad”, dice el informe.

Entre tanto, el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de este país fue de 1,1%, en comparación con el 1,3% que pronosticaba la calificadora hace unos meses.

En el reporte, Fitch resalta la “agenda amigable” para el mercado por parte del gobierno del presidente Jair Bolsonaro.

“La agenda amigable para el mercado de la nueva administración está aliviando la incertidumbre (como se refleja en la disminución de los diferenciales de los CDS soberanos, los rendimientos de los bonos y el aumento en el mercado de valores local) aunque mucho dependerá de la implementación”, dice el reporte.

Y agrega que “Fitch cree que el progreso en la agenda económica del nuevo gobierno (en particular la reforma de las pensiones) será importante para mantener y mejorar la confianza de los inversionistas nacionales”.

  • Mira en este video una entrevista con Lucas Aristizabal sobre PDVSA y la venta de petróleo en Venezuela

Estados Unidos

Entre tanto, para Estados Unidos, Fitch también redujo la expectativa de crecimiento en su más reciente informe, pasando a un 2,3% del 2,6% que había pronosticado en diciembre de 2018.

“La desaceleración ha sido más pronunciada en los indicadores de comercio y manufactura, y en la inversión residencial, esta última relacionada con los aumentos anteriores en las tasas de interés a largo plazo en 2018”, dice el reporte, que agrega que “las fuertes caídas en los precios de las acciones a fines de diciembre también afectaron la confianza del consumidor”.

El reciente reporte de Fitch reveló que el pronóstico de crecimiento para otras regiones, “se deterioró significativamente” en comparación del reporte de diciembre de 2018.

Así, la Eurozona pasó de un pronóstico de crecimiento de 1,8% en 2018, a un 1% en 2019; China pasó de 6,6% a un 6,1%; Japón bajó de un 0,8% a un 0,7%, mientras que Gran Bretaña pasó de un pronóstico de 1,4% en 2018 a un 1,2% en 2019.

Y en esto tienen que ver la guerra económica de Estados Unidos y China, según Fitch.

“La guerra económica de Estados Unidos y China ha distorsionado los flujos comerciales, pero la menor demanda interna de los mercados emergentes ha sido un factor clave en la desaceleración del comercio”, dice el reporte.

A pesar de ello, la calificadora asegura que “la economía de Estados Unidos sigue creciendo por encima de la tendencia” y “el bajo desempleo y el crecimiento sólido de los ingresos familiares están apoyando el gasto de los consumidores, y se está flexibilizando la política fiscal”.

— Con información de Expansión

Fuente: Cnnenespanol.com